El portal de los estudios de comunicación desde 2001

Edición en español

Edició en català Edição en português

Dossiers

ISSN 2014-1475

La población migrante en las grandes ciudades: comunicación y sentimiento de pertenencia

Alba Navarro Peribáñez (Estudiante de Sociología en la Universitat Autònoma de Barcelona) reseña el libro de Sofía Cavalcanti Zanforlín (2016) “Etnopaisajes en las metrópolis brasileñas. Migración, comunicación y sentimiento de pertenencia” (Barcelona: Editorial UOC-InComUAB, Colección Atlántica de Comunicación).

 

El libro “Etnopaisajes en las metrópolis brasileñas. Migración, Comunicación y sentimiento de pertenencia”, escrito por Sofía Cavalcanti Zanforlin, profesora en la Universidad de Brasilia (Brasil), abre una oportunidad para entender y reflexionar sobre los trasfondos de la inmigración y sus especificidades más características. Mediante una investigación llevada a cabo entre 2007 y 2011 en dos ciudades de Brasil (São Paulo y Río de Janeiro), la autora observa cómo la inmigración abarca una multiplicidad de ámbitos -la mayoría de ellos politizados- donde los estilos de vida se ven influenciados por los propios etnopaisajes, concepto que Sofía Cavalcanti toma prestado de Arjun Appadurai.

El contenido sigue un orden progresivo, lo que facilita su comprensión a personas no expertas, pero ello tampoco significa que deje indiferente a las que ya saben del tema:

En el primer capítulo, “Espacios urbanos y flujos humanos: teorías y debate”, se aborda los motivos de la inmigración y el proceso que padece el inmigrante, incluyendo las actitudes y consecuencias a las que le lleva su nueva situación tras el desplazamiento.

En el segundo capítulo, “Debates contemporáneos: multiculturalismo, interculturalidad y pluripertenencia”, se reflexiona sobre las dicotomías raza/etnia, interculturalismo/multiculturalismo y paisaje/espacio. Se hace especial énfasis en las condiciones actuales de los inmigrantes, así como en su urgencia a la hora buscar nuevos referentes para generar el necesario sentimiento de pertenencia.
Seguidamente, en el tercer capítulo, “Etnopaisaje: La etnicidad y la relación entre cultura y pertenencia”, Sofía Cavalcanti desarrolla lo que los etnopaisajes acaban significando para el colectivo estudiado y la transcendencia que estos terminan teniendo en la formación y conservación de la identidad de grupo.

En los siguientes capítulos, Cavalcanti ejemplificará el peso de los etnopaisajes a partir de un trabajo empírico propio en las dos ciudades brasileñas. En primer lugar, en el capítulo 4 “Colectivo boliviano en la plaça Kantuta-São Paulo”, analiza como un espacio público puede reflejar una amplia multiplicidad de relaciones. El colectivo boliviano se reúne en la plaza Kantuta, lo que genera la concentración de actividades diversas. El lugar funciona como destino turístico, se instalan más de 60 puestos comerciales y algunas asociaciones culturales, hay parques infantiles, se desarrollan partidos de fútbol y se practica danza, entre otros. En segundo lugar, el capítulo 5 “Corredor da Central, punto de encuentro de migrantes africanos en Río de Janeiro” muestra el espacio que principalmente africanos han creado en la ciudad, donde se encuentran para actividades lúdicas y poder construir una memoria común.

Por lo tanto, el libro da la oportunidad de reflexionar sobre la importancia de los etnopaisajes: espacios de socialización que, mediante el arte y la cultura, promueven la cohesión social y dan respuesta a diversas necesidades, como la búsqueda de empleo. Pero, al mismo tiempo, hace que el lector se plantee la cuestión sobre si estos lugares suponen realmente una oportunidad de diálogo intercultural o si, por el contrario, son un espacio de separación/segregación. Dos puntos de vista distintos que reflejan la tensión entre la ciudadanía establecida y la de origen extranjero. ¿Son espacios de racismo velado o espacios para satisfacer sus demandas socio-culturales?

Un cambio de mirada se da en el capítulo 6, “Prácticas socioculturales y usos de las TIC: los etnopaisajes se diversifican”. Este apartado recoge la influencia que las nuevas tecnologías han tenido para el proceso de emigración, alimentando el imaginario de emigrar, en la planificación del viaje y hasta construyendo el lazo con el lugar de destino. Siendo, con ello, una herramienta de negociación de pertenencias y diálogo de las costumbres.

El séptimo y último capítulo, “Consideraciones finales”, actúa a modo de reflexión general sobre la situación del inmigrante, el multiculturalismo y/o el racismo oculto que se da en algunas de las ciudades de Brasil. El libro pone así de manifiesto muchos de los aspectos oscuros y de las paradojas que se esconden detrás del multiculturalismo que las ciudades proclaman albergar. Asimismo, la publicación plantea que no se ha de olvidar el recorrido histórico de Brasil y su intento de blanqueamiento de la sociedad (alemana, portuguesa, italiana, española, países rusos…), de homogeneización y cohesión de la población a partir del patrón eurocéntrico hegemónico (clausurando y prohibiendo por ejemplo clases de lengua extranjera o asociaciones étnicas y publicaciones).

En definitiva, este libro, de la Editorial UOC en colaboración con InCom-UAB, otorga la oportunidad de plantearse como el derecho a la ciudad no siempre incluye los etnopaisajes, entendiendo estos como recortes espaciales que unen a la diversidad, aspecto crucial de la multiculturalidad, ya que ésta acepta la diversidad pero no presupone el contacto. Figuran, por tanto, una frontera difusa, aunque lo ideal sería conseguir la interculturalidad, es decir, el contacto sin segregación. Pero hasta que ese momento llega, es innegable que los etnopaisajes constituyen un paso estimulante de encuentro y reunión para los inmigrantes, ayudando a que no queden completamente al margen de la comunidad. Los etnopaisajes son un espacio ideal para dar rienda suelta a la acción, representación, comunicación y coexistencia. Una ocasión esencial para la expresión y afirmación de la identidad cultural individual y colectiva, conectando así su pasado -memoria e historia- con el presente y el futuro; una nueva forma de crear nuevos sentidos de lo global y lo local.

El contenido de “Etnopaisajes en las metrópolis brasileñas. Migración, Comunicación y sentimiento de pertenencia” tiene tal forma -reflexión basada en ejemplificación-, que se torna un libro recomendable e idóneo tanto para personas que quieran ir más allá de la simple descripción y debatir sobre la cara oculta de la migración y sus intereses, como para especialistas en el tema que quieran tener en cuenta un punto de vista diferente o quieran conocer más las diversas formas de ser inmigrante.